Epilepsia Definición de epilepsia

En principio, la epilepsia es un trastorno neurológico, no una enfermedad, en el  que lo  fundamental es  la  brusca e  imprevisible aparición de  descargas eléctricas excesivas a partir de grupos de neuronas, descargas que muestran tendencia a su difusión por el resto del cerebro.

En este sentido y desde el punto de vista electro fisiológico, es un trastorno funcional que se manifiesta, en cualquier momento y lugar, por episodios transitorios, de aparición inopinada (crisis epilépticas) que pueden implicar tanto al área motora cerebral como a su área sensitiva.

Simultáneamente  a  otras áreas cerebral que cumplen en el cerebro una función integradora, las crisis epilépticas pueden incluso afectar al estado de conciencia (pérdida de la conciencia), estado que, en circunstancias normales, es fruto precisamente de una función integradora. 

En las crisis epilépticas se produce en el cerebro algo así como una breve e inesperada "tormenta bioeléctrica", durante la cual se rompe la sincronía entre las descargas eléctricas de innumerables neuronas,  descargas que se convierten en excesivas y desordenadas.

Esta "tormenta" interrumpe las actividades normales del individuo afectado e incluso su estado de conciencia.

La ruptura de la coherencia entre la actividad eléctrica de las neuronas puede ser facilitada, en algunos tipos de epilepsia, por defectos genéticos, mientras que en otras  crisis  epilépticas las  neuronas se  vuelven inestables eléctricamente en presencia de trastornos metabólicos agudos (como un descenso marcado de la glucemia en sangre o hipoglucemia) o debido a la acción de determinados tóxicos, como el alcohol.

Formulario de búsqueda